Herederos de Milagros

El sábado 22 de agosto vivimos una poderosa convención de Invasión del Amor de Dios en el estadio Luna Park, sitio emblemático de la Ciudad de Buenos Aires, donde Dios nos desafió a ir en busca de aquellos que todavía no conocen al Señor para que puedan experimentar su amor y experimentar un milagro en sus vidas.

El evento estuvo organizado por la Iglesia Cristiana Internacional, pastoreadas por los Apóstoles Jorge y Alicia Ledesma, y por las iglesias que están bajo su cobertura y que forman parte del movimiento evangelístico “Invasión del Amor de Dios”. Esta jornada contó con la presencia del Apóstol Guillermo Maldonado y el evangelista Carlos Annacondia.

Durante el domingo seguimos viendo la mano de Dios a través de testimonios, algunos recibidos en el Luna Park, y otros en este tiempo. El mensaje del pastor Edgardo Mancini Monti se llamó “Herederos de milagros” y estos son algunos de los principios más importantes vertidos durante la prédica:

· Dios puso una demanda sobre nosotros: movilizarnos en oración y evangelismo para alcanzar los corazones de quienes no conocen a Cristo.

· Dios creó todo en 3 dimensiones. Él se mueve en 3D: Padre, Hijo y Espíritu Santo. También nos habla en 3 dimensiones o generaciones: Abraham, Isaac y Jacob. Dios no solo te ve a vos, sino también a tus hijos y nietos.

· Debemos aprender a interpretar lo que sucede en lo natural para poder comprender lo que no se ve en lo espiritual.

· Debemos aceptar la paternidad de Dios para tener derecho a la herencia espiritual que nos viene de los Cielos.

· La herencia siempre viene de los padres y llega a tres generaciones.

· En 1ª de Corintios 4:15, Dios nos confirma que Él es Padre nuestro y que nos engendró por medio del evangelio. Somos engendrados POR el Cielo para engendrar PARA el Cielo.

· Respondemos a la paternidad de Dios, pero también a una paternidad terrenal.

· En la medida en que mi carácter se asemeja al de Jesús recibo más de parte de Él.

· Nuestro carácter es importante para poder hacer milagros, señales, portentos y para poder resucitar muertos.

· Necesitamos trabajar en nuestro carácter para poder recibir más de Dios y así poder dar más de Él a otras personas.

· Para poder recibir más de Dios debo trabajar en dos aspectos de mi carácter: la sumisión y la obediencia a la autoridad de Dios.

· Cuando no somos humildes ni obedientes Dios debe ponernos límites, pero cuando nos movemos con humildad y obediencia no tenemos límites.

· Debemos tener un sentido de urgencia y preparar a nuestra generación para lo que vendrá.

· Todo lo que es de Dios se expande y transforma vidas.

Fue un culto donde Dios nos llamó a trabajar en las generaciones que viene para que puedan conocer a Dios y vivir una vida de poder y milagros. ¡Hacia ahí vamos!

DSC 0847
DSC 0853
DSC 0854
DSC 0861
DSC 0865

PREDICAS DE NUESTRO PASTOR

Video 1
Video 2
Video 3